Daño renal en pacientes prematuros

Los avances en la atención perinatal y posnatal han aumentado la supervivencia de los recién nacidos a expensas de una mayor morbilidad en etapas posteriores de la vida, con informes de complicaciones neurológicas y pulmonares en hasta el 50% de los recién nacidos prematuros extremos o de peso extremadamente bajo al nacer.

El desarrollo renal continúa hasta las 34 a 36 semanas de gestación y puede verse obstaculizado por el parto prematuro o el estrés perinatal, como la restricción del crecimiento intrauterino y la corioamnionitis. Estas limitaciones en el desarrollo renal se asocian con hipertensión, proteinuria. glomeruloesclerosis focal y segmentaria, y enfermedad renal crónica en etapas posteriores de la vida.

El bajo pedo al nacer se asocia con un 70% más de riesgo y prematurez (<28 semanas de gestación) con un aumento ed tres veces el riesgo de enfermedad renal crónica. Por lo tanto, el aumento de la supervivencia de estos niños debido a la mejora de la atención posnatal puede provocar complicaciones a largo plaza y a una mayor demanda de atención médica renal.

Programe su consulta aquí, whatsapp